La piel de tu bebé


Vulnerable por naturaleza:
La piel del bebé no funciona de la misma manera que la de un adulto.

La hora del baño: Cuatro tips para un baño suave y agradable.

El baño de tu bebé es uno de los pasos cruciales en su rutina diaria de higiene y cuidado. La hora del baño debe ser un momento especial para crear un vínculo emocional, que promueve el bienestar de tu bebé.

Un baño diario a la temperatura correcta

El baño no debe ser muy caliente, ya que tiende a secar la piel, pero tampoco muy frío, ya que puede ser incómodo para el bebé. Baña a tu bebé entre 5 a 10 minutos a una temperatura de 37 grados.

Usa un limpiador suave y adaptado para la piel de tu bebé

El jabón tradicional tiene un pH alto y fuertes agentes limpiadores que pueden dañar la película hidrolipídica de la piel. Por eso, el Laboratorio Dermatológico de La Roche-Posay formuló  Lipikar Gel Lavante para limpiar y proteger la piel del bebé mientras se preserva su pH.

Recomendaciones

La Roche-Posay ofrece productos para satisfacer las necesidades de la piel muy seca, propensa al eczema. Utilice LIPIKAR Syndet AP+ una crema que limpia la piel muy seca sin resecar.

Usa la yema de tus dedos

Para reducir el roce y lograr un lavado más suave, use las yemas de los dedos para bañar a tu bebé para un momento especial de cercanía compartida.

Seca suavemente

Para secar a su bebé, acaricie cuidadosamente la piel con una toalla limpia, prestando especial atención a los pliegues de la piel para evitar dejar zonas húmedas que puedan causar irritación.

  • Facebook
  • Twitter
  • Pin